Gracias a los grupos de mamás (y papás)

Desde que nació Pequeñita, muchas mamás  (también papás, confío en que se sientan incluidos en el concepto de mamás, yo así lo siento) me han acompañado en este proceso fantástico que es la maternidad, en la crianza, la lactancia, en las dudas, en las alegrías. Me considero muy afortunada, porque sin ellas esto hubiera sido tremendamente difícil, he aprendido mucho en estos meses, casi todo de ellas, todo con ellas.

De ahí surge la necesidad de escribir este blog, de la necesidad de compartir todo lo que he aprendido y de la necesidad de seguir aprendiendo de vosotras y con vosotras. De que me corrijáis si consideráis que me equivoco, cuatro ojos siempre ven más que dos y a veces nos obcecamos en una única solución cuando hay muchas otras.

Aunque vivo en Madrid desde hace diez años, soy de un pueblo de Palencia, allí no hay tantas posibilidades, las opciones de crianza son menores y las posibilidades de elegir, de recibir información, se reducen. Poder formar parte de un grupo de madres para compartir la crianza,  especialmente al principio cuando surgen tantas dudas, es un regalo excepcional. Pero no en todos los sitios se puede lograr esto. Pienso en madres como Susana que tuvo que recibir tantas informaciones duras durante su embarazo y que no podía desahogarse con otras mamás, compartir sus penas y sus alegrías. A ella yo le recomendaba que buscase un grupo de madres, a través del centro de salud, alguna asociación… pero no encontró nada parecido a lo que yo tengo por triplicado y que tanto agradezco.

Afortunadamente, tenemos internet para empoderarnos, para crecer juntas, para formar esa tribu que necesitan nuestros pequeños para ser criados adecuadamente. Y aunque no sustituye al abrazo, al consuelo en directo, las manos para coger a tu bebé cuando estás despistada por un segundo… es menos que nada.

Por eso quiero empezar esta aventura que tanto me ilusiona dando las gracias a todas las mamás que me han acompañado y me acompañan en este bello camino, el más bello pero también el más duro. De ahí la importancia de compartirlo.

La mamá de Pequeñita surge pensando en todas las mamás que me acompañaron, me acompañan y me acompañarán en esta aventura, pensando en Marta e Irene; Elena y Diego; Pablo y Daniel, Estela y Oliver; Paz y Mario; Ana, Roberto y Lola; Carmen y Bruno; Celia e Inés; Patricia y Fran, Vicky y su bebé…

Gracias.

A todos los grupos de madres a los que pertenezco y sin los cuales ser mamá hubiese sido tan difícil. Por todos esos cafés, charlas, manualidades, meriendas compartidas…

Gracias al grupo de mamás de la pisci, las conocí cuando Pequeñita aún estaba dentro de mí, en las clases de natación para embarazadas, gracias a Anita y Adrián, a Irene y Nahia, a Cris y Daniela, a Marta, Paula y Laura, a Melissa y Brianna, a Belén y Adrián.

Gracias al grupo de estimulación de los martes, a Yolanda e Iris, Yolanda e Irene, Claudia y Susana, Rebeca y Ayshea, Gema y Andrés,  Paulina y Nico, los Miguel Ángel, Tania, Christian y Darío, Norma y Aitor así como las mamás que forman parte del grupo de Whatsap que tenemos y con las que compartimos inquietudes varias por esta vía, Cristina y Silvia, Gema y Daniel, Pilar y Yago, Sara y Dani, Sole y Ander, Tere y Aroa, Elisa y Roberto.

A las familias de mi grupo de la Liga de la Leche, el de Rivas, que me ayudaron tanto al principio y sin las cuales probablemente habría perdido la lactancia, ¡gracias! A Amaya, Héctor, Unai e Iria, a Elena, Ismael y Yamal, a Mara y Elsa, a Sandra y Ariadna, a Silvia y Emma, a Gael y Yamel, a Magola y Candela, a Bea y Samuel, a Sara y Hugo.En especial quiero dar las gracias a Silvia, nuestra monitora, que me dio luz cuando más la necesitaba y me ayudó tanto en un momento tremendamente delicado de mi crianza. Y por supuesto, a todas las mamás, papás y bebés que van cada mes a la reunión y comparten sus dificultades y sus alegrías con todas nosotras.

Y a las Mamis del Ensanche, un grupo fantástico que conocí gracias a Pilar, mi matrona, que tanto nos ayuda a todas, que me metió el gusanillo de la crianza respetuosa y me enseñó tanto en el poco tiempo del preparto. Hace meses éramos más de doscientas, ahora ya he perdido la cuenta pero prácticamente cada día se une una mamá. A través de un grupo de Google, nos comunicamos, compartimos inquietudes, nos pedimos consejo, nos pasamos información interesante y además hemos conseguido descuentos en algunos comercios de la zona y tiendas on-line. De este grupo de mujeres fantásticas quiero resaltar a Lucía, que me abrió las puertas de su casa en un momento en que necesitaba mucho apoyo sin conocerme y compartió conmigo sus experiencias en un tema muy importante. Gracias por estar ahí Lucía.

A María José que compartió conmigo la batalla de la lactancia mixta y otras batallas.

Y a Vivian Watson, que me enseñó a hacer un blog.

¡Gracias a todas!

También tengo que agradecerle a Pedro, que hace años dio a luz gráficamente a Pequeñita y que ahora ha parido a su mamá, gracias Pit.

2131 Total visitas 4 Visitas hoy
ComparteShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

24 thoughts on “Gracias a los grupos de mamás (y papás)

  1. Gracias a ti por ser mi comadre, por formar parte de ese grupo de personas que me han ayudado en mi maternidad, con acompañamiento, soporte y humor. Es tan fundamental tener tribu en la crianza… Y bienvenida al mundo bloguero!!! Tienes mucho que contar y va a ser útil para muchas madres y eso es genial!!! Besotes!

  2. Guapaaaaaaaaaa! Muchas gracias por tus palabras tan bonitas, pero no me tienes que agradecer nada! Gracias a ti por compartir tus experiencias y sentimientos. Me alegro mucho de que el destino me pusiera en tu camino aquel día q nos encontramos en la Gavia y que fue especial porque pudimos compartir nuestros sentimientos y experiencias siempre pensando en lo mejor para ti y para Julia. Me alegro mucho de haberte ayudado para eso estamis y ya sabes que puedes contar conmigo para lo que sea yque siempre estaremos ahí para apoyarnos y ayudarnos en todo.
    Muchas gracias a ti porque también me has ayudado mucho con tus ánimos, tus bonitas palabras, tu apoyo incondicional, y con tu forma de ser tan especial! MMuchas gracias por todo! Te quiero mucho wapa! Bsss

  3. Hola Super-Mami,
    enhorabuena por poner en marcha y hacer realidad este sueño que tenías desde hace tiempo. En cuanto supe la gran noticia de la llegada de mi futuro bebé, me acordé de ti, de una amiga que está ahí de la que tengo que echar mano para que me resuelva todas las dudas que me van a surgir en este largo y apasionante camino. Hace mucho que no te veo pero aún recuerdo ese día en que os vimos en Herrera y me quedé sorprendida de los avances de tu pequeña comparándolos con otros conocidos de su misma edad. Yo también quiero eso para mi hija. Espero que nos veamos pronto y nos pongamos al día, mientras tanto, consultaré las novedades del blog.

    ¡Mil besos!

  4. Guapaaaa! Supongo que has llorado de emoción y eso no es nada malo. ¡¡¡Gracias!!! Te echo mucho de menos, a ti y a Adrián. Nos falta la energía de la pequeña del grupo. Hay que verse ya. Besotes.

  5. Yo si he llorado, para no variar…
    Que decirte que no te haya dicho ya… Gracias a ti, super mama, me encanta ser una de las afortunadas que ha podido compartir contigo tantas cosas!
    Me encanta leerte!!! Y te imagino escribiendo, de la misma manera que yo te leo ahora…

  6. ¡Gracias Paulina! Eso es lo que somos, una gran familia. La mía tampoco está en Madrid, aunque les veo un poco más, vosotras habéis sido y sois mis grandes cómplices. ¡Viva nuestra tribu! Besotes guapa.

  7. Hola soraya
    Como me alegro de leer tu blog. Se me ha puesto los pelos de punta, casi lloro. Muchas gracias por tus consejos, me has ayudado mucho. Soy también de la opinión que nuestro tribu es lo mejor que tenemos. A mi me ha ayudado un montón, además como yo no tengo la familia cerca habeis sido mi familia.
    Un beso muy fuerte
    Paulina

  8. Yoli!!! Pero, ¿cómo has sacado tiempo para leerme? Di por supuesto que tú no eras. Rodeada de súper mamás estoy, si ya lo digo. A ti tengo que agradecerte que me ayudaste a tomar una de las decisiones más importantes respecto a la crianza de Julia, fíjate, casi nada. Me hiciste sentir bien en un momento en que estaba fatal. Y has sido una valiente teniendo a tu niño tan prontito. Tengo muchas ganas de verte, a ti, a Iris y conocer a tu retoño. Ojalá nos podamos ver pronto.Un beso gordo gordo.

  9. Hola Soraya! Q chulo tu blog! ! Está genial! Q bien poder leerlo y compartir tus pensamientos y experiencias. Yo también estoy muy contenta y me siento muy afortunada de pertenecer a la tribu y haber vivido momentos maravillosos y especiales con vosotras y seguir compartiendo la crianza de nuestros pequeñines. Gracias a la tribu he conocido personas tan maravillosas, especiales y con un corazón enorme como tú, eres una gran mama. Muchas gracias por todos los momentos compartidos y sigue siendo la gran persona q eres. Muchos besos y muchas felicidades por el blog! Te seguiré muy de cerca ehhhh…jejeje muchos bssss wapaaaaaa!

  10. Hola Soraya! Q chulo tu blog! está fenomenal! Cuanto me alegro que escribas este blog y compartas con nosotras todos tus pensamientos y experiencias…Yo también estoy muy contenta de haber vivido momentos tan maravillosos y especiales con el grupo y seguir compartiendo la crianza de nuestros pequeñines juntas. Gracias a la tribu he podido conocer personas tan maravillosas y especiales como tú. .con un corazón enorme, todo un privilegio! Eres una gran mama!Muchas gracias por todo y por ser como eres! Te seguiré muy de cerca…ehhh…jejeje muchos bssss wapaaaaaa bssss!

  11. Marta, soy yo la que te debo muchas cosas, me encantó compartir con vosotros aquella tarde. Es una forma de devolver todo lo que has hecho por mí y todo lo que han hecho otras mamás para ayudarme con mi lactancia. Todavía tengo muchas cosas que hacer para compensar. Un beso enorme.

  12. Qué alegria ver que tu proyecto sale adelante.
    Y gracias por compartir tus aprendizajes.Sabes que nunca te agradeceré bastante la tarde de domingo en mi casa dándome ideas, ánimos y apoyo cuatro días después de nacer Irene con el desastre que tenía con la lactancia.
    Y por todos los consejos y conversaciones desde entonces.
    Un besazo

  13. Bienvenida a la blogsfera Soraya!
    Es curiosa la necesidad que tenemos de gritarle al mundo cuando somos madres. Supongo que es algo instintivo como tantas cosas que nos ayudan a criar bien a nuestros niños (o al menos a intentarlo). Sin esta necesidad de las que fueron madres antes que yo estoy segura de que mi maternidad hubiera sido más dificil.¡Bendito Internet!
    Como dices, las tribus de madres son fundamentles y en pueblecitos como el tuyo y como el mio no contamos con ellas…
    Yo no he dejado en ningún momento de sentirme un bicho raro desde que nacio mi duende hace ya 3 años (ni te cuento con el segundo aunque ahora todo me da más igual). Es verdad que, a veces, vienen vocanadas de aire fresco cuando te encuentras con mamis que siguen la misma filosofía de crianza como tú y otra mami que vive en un pueblo cercano a los nuestros y que se siente tan bicho raro como yo. Ojalá en los pueblos pequeños pudiéramos organizarnos tan bien como en las ciudades (tiro la piedra a ver si alguien la recoge)
    En fin, que me enrollo, se me va la pinza y se me olvida lo que quería decirte. ¡Ehorabuena por el blog! Te deseo mucho éxito con él. Un abrazote gordo

  14. Que bien poder leer ya el tan anunciado blog y encima en primicia!!!
    Está genial, Soraya, he empezado a leer un post…… y he seguido con varios más! Muy interesantes.
    Enhorabuena supermami! besos

  15. Que alegria leerte por fin! Todavia recuerdo cuando conoci a tu pequeñita en el curso post parto, lo guapisimas que estabáis y la ternura que me hiciste sentir , mucha suerte con tu nueva aventura! Eres una gran mami, pequeñita tiene mucha suerte! Besos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *