La protección solar y los radicales libres

Hace unas semanas, como ya anuncié en Facebook, fui invitada a un taller de la marca Protextrem. Fue un encuentro de mujeres blogueras en el que se plantearon cuestiones fundamentales sobre la protección solar. Algunas me pedisteis que lo compartiera y aquí estoy para contaros. Estos son algunos datos que tratamos:

Notas básicas sobre la protección solar:

  • Ningún protector solar ofrece una protección absoluta
  • Hay que aplicarlas de forma generosa 30 minutos antes de exponerse al sol y cada dos horas o después del baño.
  • Insistir en orejas, cuello, manos y pies.

Recomendaciones de la Comisión Europea en protección solar:

  • De amplio espectro y con un buen balance UVB-UVA para cumplir el ratio 1/3 protección UVA/UVB
  • Sinérgica: la menor cantidad de filtros (químicos) para cubrir la protección deseada.
  • Fotoestable
  • Segura

Tipos de filtros:

  • Filtros químicos u orgánicos:
    • Moléculas sintéticas que actúan absorbiendo los fotones de la radiación solar.
  • Filtros físicos:
    • Partículas minerales que actúan por reflexión y dispersión. Su espectro de actuación es más amplio que el de los filtros químicos (UVA, UVB, luz visible e infrarrojos). Dióxido de titanio y óxido de zinc.

Añadir que las pantallas físicas son mucho menos tóxicas porque no penetran en la piel sino que hacen de barrera para la radiación y que son mucho más fotoestables que los filtros químicos. ¿Cuál es el problema? Que se extienden peor, son más densas y más blanquecinas.

Recomendaciones para la protección solar en la infancia:

  • Fórmula a base de filtros físicos con alto perfil de seguridad y estabilidad
  • Alta protección
  • Amplio espectro
  • Sin potencial sensibilizante
  • Bajo potencial irritante ocular
  • Resistente al agua
  • Hipoalergénico
  • Fórmula adaptada y diferenciada para niños (esto porque la piel de los bebés es más sensible y tiene características especiales a la de los adultos como una mayor secreción sebácea, por citar algún ejemplo).

Todas estas indicaciones se plantean para empezar a darles protección a partir de los seis meses, antes no se recomienda utilizar ninguna, eso implica proteger de los rayos del sol a los bebés al 100%. Esto dependiendo de donde vivas puede resultar misión imposible.

La farmacéutica que mostró los datos reconoció en base a estudios dermatológicos contratados que el 60% de las dermatitis de contacto por cosméticos son de causa alérgica causadas por fragancias, conservantes, colorantes, tintes, filtros solares químicos, etc. Confirmándose así lo que hemos comentado aquí en varias ocasiones cuando hemos hablado de dermatitis atópica.

Por todos estos motivos, aquí hace tiempo que recomendamos la protección solar Alphanova, después de investigar múltiples opciones, si pinchas en el enlace, verás por qué esa fue la elección y por qué hay muchas protecciones solares que debieras evitar en la piel de tus hijos e hijas por muy buena pinta que presenten en un principio y muy caras que resulten. En este tema como en todo lo relacionado con los niños y las niñas, mejor no dejarse llevar por las apariencias y por los precios de productos aparentemente de más calidad, hay mucho marketing y pocos escrúpulos cuando se trata de vendernos productos de todo tipo. A estas alturas tengo más que claro que priman más los intereses del mercado que la salud de nuestras y nuestros pequeños.

Os dejo el estudio de OCU sobre protecciones solares infantiles para que podáis ver la calidad y los precios y comprobar que no siempre lo más caro es lo mejor.

En la charla nos dieron pautas básicas para aprender a leer los envases de los protectores solares. En esta foto están sintetizadas todas ellas.

protección solar para niños

Hasta aquí más o menos llega mi humilde conocimiento sobre este tema, aunque todos los datos que os planteo están recogidos de la charla de Protextrem, con algunos comentarios de mi cosecha. Ahora os cuento lo que me aportó la charla que desconocía y lo que aún estoy procesando y valorando. Yo no soy experta en dermatología ni mucho menos, así que agradezco a las personas que lean este artículo y sepan más de estos temas que nos iluminen y nos den su opinión para ver qué podemos hacer para asegurarnos de que hacemos lo mejor por los niños y las niñas.

¿Qué son los radicales libres?

  • Especies que poseen un número impar de electrones en su última órbita, y se vuelven inestables y reactivas.
  • Atacan a diferentes moléculas como las proteínas, ADN, lípidos, etc.
  • El mecanismo más importante de producción de radicales libre en la piel es debido a las radiaciones solares, especialmente UVA e IR.
  • A su vez, son los principales causantes del fotoenvejecimiento, fotoinmunosupresión crónica y fotocarcinogénesis.

La historia es que la liberación de radicales libres tiene lugar en nuestro organismo como consecuencia del estrés, radiaciones de la televisión, ordenadores, microondas, alimentos muy grasos, etc. No siempre la liberación de radicales libres es negativa, a veces es empleada por el Sistema Inmunológico para eliminar virus o bacterias del organismo. Lo que hay que hacer es contrarrestar un exceso de liberación de radicales libres. Aquí podéis leer un poco más sobre este tema.

Pues resulta que la mayoría de protectores solares no protege de la liberación de radicales libres. La sensación que tengo es que es algo novedoso a lo que se le está empezando a dar importancia ahora por parte de la industria cosmética porque implica un envejecimiento de la piel, algo contra lo que luchan de manera expresa las empresas dedicadas a los productos de belleza.

En esta petición de change.org, se plantea que además de que los protectores no protegen, valga la redundancia, de los radicales libres, algunos de sus ingredientes facilitan la liberación de los mismos, produciendo el efecto contrario al que deben ofrecer. Tomo notas textuales de esta petición sobre algunos de los ingredientes presentes en la protección solar y que convendría evitar, en el enlace están las referencias científicas que avalan estos datos.

  • Oxibenzona:

Este químico se encuentra en el 60% de los protectores solares (12) según un estudio realizado por el Centro de Control de Enfermedades de Estados Unidos (U.S. Centers for Disease Control) reveló que el 97% de los estadounidenses están contaminados con este químico que ha sido asociado a alergias, disrupción hormonal (efectos estrogénicos bajos y efectos anti andrógenos), daño celular, y bajo peso en bebés (mujeres) cuyas madres se expusieron a este químico durante el embarazo. (13)

  • Octinoxato:

Es un disruptor endócrino, imitador del estrógeno, ayuda a la penetración de otros químicos. (14)

  • Metilbencilideno Alcanfor:

Mezclado con aceite de oliva y aplicado a la piel de ratas causó una duplicación en la tasa de crecimiento del útero antes de la pubertad. La autora del estudio, Margaret Schlumpf, confirmó que en la investigación habían empleado concentraciones dentro del rango permitido en los protectores solares. Este químico también tiene efectos estrogénicos (15)

  • Vitamina A: Retinil Palmitato, Ácido Retinoico:

Datos reciente de un estudio de la FDA indican que una forma de Vitamina A, Retinil Palmitato, al ser aplicado en la piel en presencia de la luz solar, puede acelerar el desarrollo de tumores y lesiones de la piel. El 41% de los protectores solares contienen Retinil Palmitato. En el estudio de 1 año de la FDA, utilizando ratones SKH-1 (sin pelo), tumores y lesiones se desarrollaron hasta 21% más pronto los ratones cubiertos en una crema con Vitamina A (en concentraciones de 0,1% a 0,5%) que en animales control tratados con una crema libre de Vitamina A. (17). Por otro lado, los científicos de EWG (Environmental Working Group) sugieren que frente a la exposición de luz ultravioleta, el Retinil Palmitato actúa como un fotocancerígeno y acelera el desarrollo de tumores y lesiones de la piel.

Científicos de la FDA han demostrado que el Retinil Palmitato expuesto a la luz ultravioleta forma radicales libres y causa mutaciones en el ADN, aumenta la fotocarcinogenicidad inducida por luz ultravioleta en animales de laboratorio.

¿Y qué hacemos?

Una forma de contrarrestar la liberación de radicales libres es tomando alimentos ricos en vitaminas A, B y C, como son verduras coloreadas como la zanahoria, el tomate, vegetales verdes, fruta y frutos secos. Otra forma de disminuir esta liberación es emplear protectores que nos protejan frente a los radicales libres y/o elaborados con sustancias naturales, ecológicas, que eliminen a ser posible, la mayoría de sustancias químicas en sus composiciones, no solo en las y los más pequeños de la casa si no también en las personas adultas. Después de investigar sobre este tema, en casa decidimos comprar una crema de estas características para Pequeñita, pero reconozco que con los precios que tienen este tipo de cremas y teniendo en cuenta la cantidad que necesitamos el papá y yo para cubrirnos el cuerpo entero a lo largo de los días de playa y piscina del verano, desechamos la idea de comprar esta marca para nosotros. Ahora iré con mi lista de productos que no deben estar presentes en nuestra protección y espero encontrar algo, si tengo suerte, os lo comparto.

En la charla de Protextrem, nos comentaron que sus productos protegían de la liberación de radicales libres, esto quiere decir que han controlado en parte todo esto que os cuento, pero claro, no son productos naturales, no son ecológicos que es lo que trato de compartir por aquí, productos de total confianza. A pesar de que estas protecciones no son naturales, me descolocó un poco pensar que no estábamos protegiendo esta parte con la protección que le damos a la niña. Y ante mi desconfianza, le pregunté a la farmacéutica que daba la charla cómo podía “vender” a mis lectoras este producto que no era natural ni ecológico, vaya por delante que yo no me llevo ninguna comisión por hablar de esto, simplemente tengo unas muestras del producto para probarlo y ver qué tal resulta. Os cuento esto porque quiero compartirlo con vosotras (personas que me leéis), no tengo intereses comerciales. Estoy probando una protección que me dieron para mí y estoy contenta pero ya os dije que en el caso de nuestras pieles no estábamos siendo muy exigentes.

La respuesta que me dio la responsable de la charla fue que si mis lectoras querían un producto ecológico y natural esto no era una opción, pero que puesto que sus productos no tienen perfumes ni parabenos ni alcohol y que protegen frente a la liberación de radicales libres, ella consideraba que era una muy buena opción y que ella lo emplearía con sus hijos sin ninguna duda. Como siempre, esto es una decisión personal.

solar 2

En la foto anterior tenéis la crema, en la final, los ingredientes. Así que ahí os dejo la pelota en vuestro tejado, ¿protegemos contra los radicales libres? ¿Empleamos un producto natural 100%? ¡Qué difícil es hacer las cosas bien! Si alguien puede arrojar más luz que lo haga, por favor. Como siempre, se trata de compartir y de aprender.

protección solar radicales libres

1289 Total visitas 2 Visitas hoy
ComparteShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

One thought on “La protección solar y los radicales libres

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *